Los pasos del tratamiento con Invisalign

Lo primero que tenemos que llevar a cabo en este proceso es la diagnosis. Para ello acude a tu especialista de confianza para que te informe sobre los pasos a seguir y nos muestre cuáles son las posibilidades con las que contamos. En este paso tendrás que someterte a un amplio test para conocer los resultados que deseas y que estos se puedan conseguir de la mejor forma posible.

En segundo lugar, el dentista tiene que tomar una muestra de tu dentadura para poder realizar la férula, que se realizará en un laboratorio especializado. En este paso se puede recurrir a los moldes tradicionales o a métodos mucho más novedosos como los escáneres en tres dimensiones, las fotografías intraorales o las radiografías.

Cuanto más específico sea el conocimiento de tu boca mejores serán los resultados finales, por eso en nuestras clínicas seguimos innovando para que el trabajo final sea increíble. Al tratarse de un tratamiento informatizado, los fallos suelen ser menores. Una vez realizado el molde se podrá iniciar el tratamiento. Es de vital importancia que sea un dentista especializado en este tipo de ortodoncias el que realice todo el tratamiento y te asesore durante todo el proceso.

La propia marca ofrece titulaciones para mostrar cuáles son los dentistas que pueden realizar este proceso basándose en la experiencia. Busca y pregunta en nuestras clínicas por especialistas con amplia experiencia.

Una vez realizado todo el proceso previo, comenzaremos a trabajar con el ortodoncista para llevar a cabo un seguimiento detallado donde se seguirá la evolución de todo el proceso.

Es recomendable que realices todo el trabajo con un ortodoncista mejor que con un dentista, ya que los resultados y consejos serán mucho mejores debido a su mayor conocimiento del sector.