fotonoticia_20170301150949_640

¿De qué manera mejora la ortodoncia invisible la calidad de vida? Salud y estética bucal merced a Invisalign – Parte 2/2

Ahora se compendian ciertos testimonios de pacientes de Invisalign.

Sonia Muñoz, treinta y seis años. Enfermera.

“Siempre tuve mucho complejo con mis dientes. Tenía un apiñamiento general, si bien la peor parte era el maxilar superior, con lo que me daba mucha vergüenza sonreír y siempre y en todo momento trataba de taparme la boca cuando lo hacía. Conocí la Clínica Albalat Bucal por casualidad, buscando en Internet información sobre la ortodoncia invisible, la primera web que me salió fue la de ellos. Estuve leyendo exactamente en qué consistía el tratamiento, la experiencia que tenía el Doctor con esta técnica nueva y decidí aproximarme a la clínica a que me informaran. El doctor Javier fue atentísimo y claro en sus explicaciones, diciéndome qué género de resultados podríamos lograr. Para ser más explícito, me efectuó unas impresiones con un escáner y me mostró como quedaría mi sonrisa con un simulador 3D. Tras ver mi nuevo diseño de sonrisa, ya no tuve duda. Estaba persuadida de que precisaba la ortodoncia. ¡De lo único que me arrepiento es de no haberlo hecho ya antes!”.

Jorge Martí, cincuenta y cuatro años. Letrado.

“Quería solventar mis inconvenientes de malposición de dientes desde hacía años, mas a mi edad, y trabajando frente a frente con los clientes del servicio me daba vergüenza llevar un aparato metálico en la boca. Me hubiese sentido verdaderamente incomodo con los brackets y no deseaba pasar tantas molestias con la ortodoncia tradicional. Merced a una colega, conocí la ortodoncia invisible y decidí buscar un ortodoncista certificado Platimun en Invisalign. Es de este modo como hallé al doctor Javier y asistí a la clínica. El diseño de sonrisa en 3D que te hacen el primero de los días y te enseña de qué forma van a quedar tus dientes cuando concluya el tratamiento es verdaderamente pasmoso. Mi experiencia con la ortodoncia transparente es muy satisfactoria. Con cada cambio de férulas se siente una pequeña molestia los primeros días por la fuerza que está ejercitando en los dientes, mas es verdaderamente muy cómodo en tanto que puedo quitarme las férulas para comer, para las asambleas esenciales y sobre todo para el cepillado diario. No puedo estar más contento por el hecho de que los resultados se marchan viendo con velocidad y la gente que me circunda no se percata de que llevo aparato. Ahora hablo y sonrío con más confianza merced a Invisalign”.

Rocío Calabria, veinticuatro años. Camarera.

“Realmente jamás me había planteado ponerme un aparato de ortodoncia, en tanto que solo tenía un ligero apiñamiento en los incisivos inferiores, mas apreciaba que se me amontonaba bastante sarro en esa parte y deseé prosperar mi salud bucodental al unísono que ganaba en estética. Como se trataba de pequeños movimientos, el doctor Albalat me charló del tratamiento de Invisalign Lite, concreto para casos como el mío en el que solo hay que desplazar pocas piezas bucales. El tratamiento apenas ha durado siete meses y no he sentido molestias. Son unos alineadores muy simples de poner y eliminar, muy higiénicos y llenos de ventajas con respecto a los brackets de metal. Ahora disfruto de una dentición absolutamente alineada y libre de sarro, puesto que puedo cepillar de forma fácil todos y cada uno de los dientes inferiores. Estoy contentísima con el tratamiento y el trato recibido por el doctor Javier y su equipo de clínica. Siempre y cuando puedo lo aconsejo a mis conocidos”.