ortodoncia

5 consejos para cuidar los dientes de los pequeños con brackets – Parte 2

Existen 2 géneros de ortodoncia dependiendo de la gravedad del defecto a corregir.

  • Por una parte estaría la ortodoncia removible, o sea, aquel aparato que puede ponerse y quitarse de forma parcialmente fácil. Sirve para corregir defectos leves o bien moderados, y el género de aparato acostumbra a ser cómodo para el que lo lleva y no requerir de ningún cuidado singular, salvo el de retirarlo ya antes del cepillado bucal y lavarlo a fondo y esmeradamente ya antes de volverlo a poner en la boca.

 

  • Por otra parte estaría la ortodoncia fija que es el tratamiento con brackets. Se trata de unos aguantes pegados a los dientes que alojan unos alambres singulares que dan la energía precisa para los movimientos.


Su eficiencia es mayor que la de los aparatos removibles, estando singularmente indicados para corregir los defectos acentuados o bien graves. No obstante, y dada su dificultad, requiere que el paciente que los lleve preste singular atención a los cuidados y también higiene bucodental.